Pulseras para tu diosa amazona interna

Lo que hace a las pulseras tan divertidas es que se pueden disfrutar de una manera completamente diferente a los collares: después de todo, ¡puedes verlas mientras las usas! las pulseras han sido usadas por mujeres y hombres a lo largo de los siglos.

La palabra pulsera viene del sustantivo «pulso» y del sufijo «era» que indica a un elemento y objeto a que se designa a la base. Las primeras estaban hechas de hierbas, ramas delgadas y conchas, así como de cobre y bronce. Hay evidencia de que la gente en el antiguo Egipto, Mesopotamia y China las usaban. Estas se volvieron más intrincadas y decorativas después de la Edad del Bronce, cuando las joyas eran un símbolo de estatus y riqueza. A partir de ahí, empezaron a fabricarse con oro, plata, adornadas con piedras y conchas.

Durante la época victoriana, las pulseras con dijes grabados y medallones colgantes eran increíblemente populares. La joyería se convirtió en una producción en masa y más asequible en el siglo XX.

Hoy en día, las pulseras se crean a partir de una amplia variedad de materiales (como metal, tela, plástico y cuero) y generalmente están adornadas con piedras preciosas, cristales, metal y perlas. Diseñadas para adaptarse a todos los estilos de vida. El atrevido accesorio de moda es la pieza perfecta para cualquier colección. Ya sea que estés buscando canalizar a tu diosa amazona interna o simplemente quieres darles vida a tus accesorios.

Hay que tener en cuenta muchas cosas cuando decides el estilo de pulsera adecuado, las actividades que realizarás, a dónde irás y que usarás. Es una buena idea tener una amplia variedad de pulseras en tu joyero para que estés lista para cualquier ocasión.

Lista de productos

No tienes artículos en la lista de deseos.